abril 4

Ventajas y desventajas del yoga en casa

0  comments

Está claro que hacer tu práctica de yoga en el estudio de tu preferencia no se compara con hacerla en tu propio hogar. Probablemente no tienes un espacio adecuado y, además, el profesor no esté a tu lado para corregirte. La llegada de Covid-19 ha impactado nuestra forma de vivir y nos ha abierto nuevas adaptaciones a muchas cosas que antes ni habíamos imaginado. Uno de los grandes aportes de practicar yoga es que aprendemos a vivir el presente tal y como es.  La práctica nos ayuda a adoptar una actitud adaptativa y el momento actual nos ha enseñado a tomar cada instante y vivir intensamente cualquier cosa que nos propongamos. Es un buen momento para hacer cambios saludables duraderos. Nada mejor que el confort de nuestro hogar para garantizar tales cambios.

Los practicantes y aficionados del yoga, que solían llenar los estudios de yoga, han tenido que hacer cambios para, mínimamente, seguir avanzado y disfrutando de sus prácticas rutinarias. Dentro de estos cambios, las clases de yoga online gratis o de pago son una gran opción.  De hecho, ha crecido de modo vertiginoso la oferta de clases online con un abanico amplio de estilos y niveles.

La realidad de las personas es distinta en relación al lugar y al tiempo que cada uno dispone para realizar sus prácticas. Lo que sí es común a todos es el poder de adaptación a las diferentes situaciones del día a día. Es allí cuando la fuerza de voluntad prevalece y nos volvemos más creativos para poder mantener nuestro bienestar.

 Quien se ha acostumbrado a esta práctica no tarda en echarlo en falta cuando, por cualquier razón pasa más de tres días sin ponerse sobre su esterilla. La necesidad de practicar así sea en casa he hecho que miles de personas descubran los beneficios de la práctica de yoga online. Algunas han preferido esta opción por las ventajas que conlleva a diferencia de ir a practicar en el estudio.  Pues, como todo, podemos hablar de convenientes e inconvenientes a la hora de decidir. Independientemente si te sientes inclinado a una opción o la otra, es recomendable que pruebes las dos para que tengas una visión más clara de lo que implica cada una.

A seguir te compartimos algunas ventajas y desventajas de la práctica de yoga en casa:

Ventajas:

La comodidad de tu hogar

Encontrar un lugar en casa para practicar yoga, te hará sentir más cerca tu práctica. Hacer del yoga algo que forma parte de tu espacio personal es tenerlo cerca de ti sin necesidad de depender de un desplazamiento, horarios y otros tantos factores externos. Además, en casa evitas algunas distracciones comunes en los estudios de yoga como escuchar o tropezar con tus vecinos de esterilla.

Flexibilidad de horario

La mayoría de nosotros disponemos de poco tiempo extra para dedicarnos a nuestro bienestar. Gestionamos en nuestro día a día, responsabilidades familiares, laborales y personales en ello se nos va la mayoría del tiempo por lo que hacer yoga en casa nos cae como un guante. Al no tener que salir de casa, tienes más tiempo para compaginar la vida familiar y el bienestar de tu vida personal. Por no hablar del ahorro de tiempo y dinero en desplazamientos. Tú eliges la hora a la que empiezas y la hora acabas tu práctica.   Si eres de los que tienen niños pequeños, puedes mantener tu presencia en casa y enseñarlos a estar a tu al rededor respetando ese espacio que has guardado para ti.  

Ahorras dinero

Los centros de yoga suelen tener un precio elevado. Por el contrario, con una pequeña búsqueda en línea verás que las clases disponibles cuentan con una variedad de precios mucho más asequible a todos los bolsillos. De este modo, con buena gestión, podríamos ahorrar algo de dinero a cada mes.

Tu determinas el ritmo de la clase

Nadie mejor que tú mismo para evaluar qué posturas, qué intensidad y qué ritmo son los mejores para cada momento en el desarrollo de tu práctica. Si practicas en casa, aunque te sirvas de alguna clase online, tienes mayor libertad para ajustar la práctica según tus necesidades. En tu intimidad descubres mejor tu forma más adecuada de practicar sin verte influido por la energía del grupo.   Además, puedes escoger la secuencia que mejor se adapte a cada momento. Pero cuidado, sé crítico contigo mismo, porque fácilmente puedes encontrarte evitando las posturas que más te cuestan.

Como todas las cosas de la vida, practicar en casa tiene ventajas y desventajas. Incluso, las mismas ventajas pueden convertirse en desventajas sin la dosis adecuada de discernimiento.  A seguir, listamos algunos posibles inconvenientes de optar por las clases de yoga en línea:

Desventajas:

No tener un profesor al lado durante la sesión de yoga

Por más experimentado que seas practicando yoga y más claro tengas cómo realizar las posturas, siempre nos sentiremos más cómodos si un profesor en quien confiamos que está a nuestro lado. El profesor nos ve, nos asiste con palabras, demostraciones o ajustes y nos da las pautas necesarias.  De este modo, es muy importante conocer tu cuerpo y prestar especial atención a las clases online para no cometer errores que puedan lesionarnos.

No disponer de un espacio adecuado

No es mucho el espacio necesario para practicar yoga. Sin embargo, puede que no tengamos ese espacio disponible en casa.  Quizá necesites hacer algunos cambios en tu salón o habitación para despejar el lugar donde extenderás tu esterilla. (En este caso, despejar nuestros ambientes puede convertirse en una ventaja). Toma en cuenta que no quieres distraerte con la televisión o las actividades de aquellos con quien convives. Tampoco quieres estar mirando la colada que espera por ti mientras hacer tu práctica. Acondiciona lugar para garantizar que tu mente adquiera la concentración adecuada y así no perder la motivación o provocarte lesiones.

Solemos procrastinar

Si tienes que desplazarte de tu casa para tu clase de yoga, hay más posibilidades de acudas a esta clase en esa hora específica que has reservado, por más lioso que pueda ser, porque asumiste el compromiso.   Una vez que tengas flexibilidad de horario con tus clases en línea, se vuelve fácil procrastinar hoy, y quizás también mañana, y cada día que te sientas también liada. Establece una hora regular de tu práctica y intenta mantenerla a toda costa.

Ahora que has leído las ventajas y desventajas, ¿Te sientes identificado con alguna de estas situaciones? ¿Qué ventajas o desventajas de practicar online nos hemos dejado sin nombrar? ¡Coméntanos!


Tags


You may also like

Cómo y por qué crear bases sólidas y enraizadas en tu práctica de yoga

Enraizarse: la importancia de quitarte los zapatos

{"email":"Email address invalid","url":"Website address invalid","required":"Required field missing"}

Subscribe to our newsletter now!